lunes, 15 de agosto de 2011

La edición de Septiembre de Vogue USA

No se que nos ha dado ahora por llamarle September issue, luego nos extraña el poder de la Wintour, con un simple corto ha cambiado la forma que tenemos de llamar a la portada más esperada del año.
Mucho que comentar sobre la edición de Septiembre de Vogue USA.


Lo primero que llama la atención: la primera modelo en muuuuuuucho tiempo, que recuerde, desde Abril del año pasado con Gisele. Hombre, la Wintour apuesta sobre seguro pero siempre es de agradecer una modelo.

Sorprenden también el tipo de portada con cierto romanticismo, alejado del look dominatrix que auguro nos aburrirá hasta la saciedad.Un  Alexander Mcqueen púrpura: ACIERTO!. ¡Que lista con no poner el Galliano en la portada!, no sea que se enfade Arnault y nos quite la publicidad.

Direis que es aburrida: pues sí, pero al público estadounidense no se le puede poner a Kate con una teta fuera.

Las declaraciones de intenciones de la Wintour no tienen precio:
- "De todo para todos los gustos": eso es efectivamente el éxito del Vogue, aumentar el número de lectores aniquilando la competencia (desde revistas de corazón hasta las de decoración)
-  Made in China: que lejos queda yá el latin power con CH, Narciso y Oscar, ahora nos toca el mercado asiático y los diseñadores con dicha ascendencia. Todos con sus nominaciones en los CFDA, diseñando para la primera dama y con páginas y páginas en la biblia de la moda.
Que lejos los titulares del Vogue España y sus: "Sexy y glamurosa" y "el gris (y antes el azul marino) es el nuevo negro".

Que lista mi Wintour!

2 comentarios:

Castigo de Dior dijo...

Me gusta está portada y lo que representa.
El vestido es maravilloso!

Las fotos del interior de la boda de la Moss... Tsss... No son para tanto, esperaba otra cosa.

XXX

El mundo de Emily dijo...

La Wintour es mucha Wintour...!! La portada es un acierto y es verdad que se agradece algo de dulzura en ella... Las dominatrix ya me cansan...